Archive | mayo 2012

Horch ..un clásico de los que ya no quedan.

Muchos de nosotros cuando escuchamos este nombre raramente, por lo menos la primera vez, lo asociamos a una marca de coches, y aún mas raro, a la conocida y elitista AUDI. Horch fue una de las cuatro marcas que se fusionaron para dar comienzo en 1932 con una de las marcas míticas de la historia del automovilismo, Auto Union. No en vano voy a relataros un poco algo de la história de esta apasionante y fusionada marca.

En 1926, la empresa Horchwerke AG de Zwickau presentó el Horch 303 Berlin. Fue el primer automóvil alemán de 8 cilindros fabricado en serie. El motor, diseñado por Paul Daimler, presentaba un árbol de levas doble accionado por un eje vertical. Con una cilindrada de 3.132 cc, el motor desarrollaba inicialmente una potencia de 60 CV. En Agosto 1928 De J. S. Rasmussen adquirió la mayoría de las acciones en Audiwerke AG. Él tenía el vehículo pequeño de DKW con el manejo de rueda delantera producido en grandes cantidades en esta compañía en Zwickau a partir de 1931. Este vehículo también tenía un cuerpo de madera cubierto en piel artificial y el motor típico de dos-movimientos de DKW. Este diseño se formó a base para uno de los vehículos pequeños alemanes más acertados de los años 30, hasta 1942 mas de 250,000 salieron de la planta de Zwickau.
El 29 de Junio de 1932, las cuatro marcas de fábrica Audi del vehículo de Saxon, DKW, Horch y Wanderer juntaron fuerzas para crear Auto Union AG, cuál tenía su oficina central en Chemnitz. El nuevo grupo de la compañía podía por lo tanto servir todos los segmentos del mercado, desde motocicletas hasta vehículos sedan de lujo. Cuando Auto Union entró en el grupo VW se finalizaron todos los trabajos sobre el motor de dos tiempos. En el último modelo de DKW, el F 102, se instaló un motor de cuatro cilindros y cuatro tiempos desarrollado previamente por Daimler-Benz y conocido como el motor de ”presión media”, que se presentó como un Audi en verano de 1965.

Buneo amigos..a partir de aquí empieza la historia de AUDI..pero como se suele decir..eso es otra historia!..aqui un interesante video de un gran rencuentro..en los EEUU. Espero que os guste!!

 

El Cruzado.

Un ruido en la sala de aquel museo demostró que no estaba sola. Las puertas se habían cerrado hacía unos 20 minutos pero su afán de aventura hizo que se quedara escondida tras la gran columna central. Aquella escursión programada al museo de História era a su entender el ¨rollo mas grande¨..nunca la había gustado leer..y menos cosas que ya habían pasado. Su carita traviesa y sus ojos vivarachos denotaban que era dificil de domar. Las reglas eran para ella normas que no debía cumplir. En contraposición a su caracter dificil, su gran corazón y la manera de ver la vida.

Ahora, allí sola, escuchaba un ruido extraño. Lo primero que pensó en que iba a ser descubierta por el guarda que hacía su ronda. Se acurrucó en una esquina, debajo de la representación de un viejo carro tirado por burros. Esperó durante unos minutos en el mas completo silencio y no pasó nada..solamente su respiración hasta que de nuevo volvió a escuchar ese sonido extraño. Sonaba como un suspiro en la noche, profundo y a la vez importante.

Muy despacio empezó a asomarse entre las sombras del museo provocadas por las ténues luces de emergencia. No tenía miedo, solamente curiosidad, esa que te hace ser temeroso y a la vez intrépido. Sus pasos apenas sonaban en la gran sala central. Esta sala era prévia a otras que estaban dedicadas a momentos históricos. Una a grandes batallas..otra a Reyes ilustres..así todas, de manera que ver el museo era vivir en las épocas ya pasadas. Pero a ella solo la importaba conocer el origen de aquel extraño sonido que cada vez era mas y mas intenso. Una de las salas tenía una luz especial, diferente al resto de los habitáculos. Entró despacio y vió que estaba dedicada a las cruzadas. En esos momentos recordó poco, que bién le habría venido haber puesto atención en la clase del profesor gafotas que era como le llamaban por las enormes gafas que tenía.

Con su mirada vivaz recorrió la sala. Observó cuadros y tapices de batallas y castillos, vitrinas con armas legendarias e históricas, desde espadas, yelmos, puntas de flecha..pero, y el ruido?..estaba segura que era en esa sala donde lo había escuchado, pero ahora era solo su respiración lo único que oía. Se acercó a unos maniquíes que representaban antiguos caballeros cruzados. Estaban bastante mal hechos, todo mas que miedo daban risa, todos menos uno. Este portaba el uniforme de los caballeros Teutónicos, con una gran espada en la mano. Su rostro, entre triste y violento, hacía que la chica no pudiéra quitar la mirada de el. Por un momento creyó volver a escuchar ese sonido. Se dió la vuelta y se sentó en una gran piedra que estaba de adorno al lado del caballero. Pensó que empezaba a ser una mala idea haberse quedado allí. De repente una pesada mano se apoyó en su hombro. Su respiración se cortó por un instante. El guardián del museo la había atrapado, eso fué lo primero que pensó, mientras quedaba petrificada sin saber que decir. Notó que una gota caía por su mejilla, pero ella no estaba llorando, ni podía llover allí dentro. Lentamente levantó la cabeza con un ligero temor y allí estaba, suspirando con fuerza, como queriendo tomar todo el aire de la sala el caballero Teutón. Su rostro estaba vivo y decía todo con solo mirarlo. Por algún motivo ella no temía nada, era como si su presencia la diera paz, su firme mano seguridad, al final quedarse en el museo no había sido tan mala idea.

El caballero se sentó a su lado ,y ella, con compasión lo abrazó. Ese abrazo hizo que su cuerpo se fundiera en luz intensa, dejando sus viejas y roidas ropas de guerrero en el suelo. Sin mediar palabra, sin saber que había pasado, se levantó y se acercó a ver quien era aquel desconocido Cruzado. En la base de un pedestal hacía alusión a sus batallas, sus costumbres..y a uno en particular que resistió solo luchando contra los Sarracenos. Nunca encontraron su cuerpo..despues de mas de 500 años una pequeña chica lo encontró y lo liberó de su tristeza para hacer de su alma un alma libre.

Un Kübelwagen 181 en Youtube.

Hola amigos!!

Estamos tremendamente contentos por los comentarios privados en nuestro mail. Tomamos nota de todas aquellas cosas, reportajes y estructuras de próximos post, nos gusta haceros sentir felices leyendo el Baúl de Guardián.

Hoy quiero compartiros unos videos grabados con nuestro querido Kübel 181, fueron hechos en invierno, y hoy en día ha cambiado un poco..a mejor..pero creí interesante poneros esta recopilación para vuestro disfrute. Espero que os gusten !!..feliz día!

 

Una tortura sin palabras…

Hoy vamos a tratar otra de las torturas ideadas por mentes enfermas, una que solo de verla corre un escalofrío por tu cuerpo, el llamado ¨Desgarrador de senos¨. Imaginad lo que hacían para sacar confesiones..que conseguían no por ser ciertas, sino por el dolor causado.

Creo amigos del Baúl que por el nombre ya habéis deducido de que se trata. Así es, un instrumento de hierro, en forma de pinzas gigantes que agarraban el pecho de una pobre mujer a la que habían acusado de brujería y lo desgarraban. El como era posible?..lo ponían al rojo vivo sobre áscuas ardientes o lo congelaban para así arrancar la piel de los senos según se deslizaba por los mismos. Es horrible solo de pensarlo. Aquí os comparto la foto real del instrumento de tortura.

Saludos y feliz día !!

Llega el verano..a por el Kübel 181 !

Ya empezamos a notar el calorcito que preludia el próximo verano. Por fin podemos sacar nuestro Kübelwagen 181 a pasear sin capota, sin ventanas, hasta sin puertas. Descubrir que se siente cuando con el parabrisas abatido notas el aire caliente golpear en tu rostro. Sentir ese olor a motor clásico que ya no reconocemos en los motores modernos.
Rutear por senderos y caminos con las cebadas verdes y altas, esperando tornar su color al amarillo pálido que indíque que la siega está próxima. Camuflarte entre los árboles, detenerte y refrescarte en un manantial mientras el sol acaricia tu rostro. Sentir los colores de la naturaleza, escuchar el trotar de su motor, el silbido de sus escapes..así es un Kübel 181.

Feliz ruta amigos!!..disfrutad de vuestro clásico con intensidad y alegría!!

Desmontar un Jeep..en 4 minutos???

Imagina que dejas tu flamante y duro Jeep Willys aparcado en una calle de tu ciudad. De repente, entras en una cafetería y pides un rico capuccino. Lo saboréas lentamente..no han pasado ni 5 minutos desde que entraste. Observas como pasa la gente, estás relajado..tranquilo.

Te acercas a la barra y pagas tu café. Sales caminando y giras la esquina para montarte en tu coche..y sorpresa!!..ya no está..solamente una tuerca en mitad de donde estaba tu Jeep. Y esto..¿ Podría pasar?…Mira este video !..feliz día!

 

La maldición del ahorcado.

El camino era largo y estrecho. Su forma sinuosa llevaba su pedregosa senda hasta la colina del ahorcado. Todas las personas del pueblo la conocían desde hacía muchísimo tiempo ya que en ella se habían ejecutado a muchos réos y también en épocas de guerras a personas inocentes que tuvieron la culpa de estar en el momento y sítio equivocado. Sobre ella caía una maldición o al menos eso decía la leyenda.

Ahora ese pueblo lo confrontaban solamente unas pocas casas con ancianos. Habían pasado siglos desde que aquella colina afortunadamente solo llevaba el apodo. Los pocos habitantes escuchaban como el viento susurraba con inquietud entre las calles como queriendo avisar de que algo estaba a punto de ocurrir. Los ventanales de madera de algunas casas golpeaban unos contra otros, era como si las cosas y la naturaleza se hubieran puesto de acuerdo para crear un siniestro concierto.

Un ruido traqueteante rompió la armonía de tan macabro concierto de viento y madera. Una vieja furgoneta VW T1 con una pareja dentro había llegado al pueblo. Eran dos jóvenes enamorados que viajaban sin rumbo con el único fín de la aventura y vivir buenas experiencias. Detuvieron el auto y se besaron. A través del cristal delantero veían el pueblo casi fantasma. El viento zarandeaba la furgoneta como queriendo avisarles de que ese no éra su lugar. Después de una larga ruta tenían ganas de descansar, y ese parecía el lugar indicado. Bajaron y cogieron su mochila. Observaron a su alrededor y no vieron nada, solo les atrajo aquél viejo camino que llevaba a la misteriosa colina. Desde donde estaban se podía obserbar una gran estaca en la mitad de aquel montículo. Obviamente, parecía el mejor sítio para relajarse, comer algo y respirar aire puro.

Agarrados de la mano comenzaron a caminar por el sendero. Según se subían notaron como su piel se erizaba de frio lo cual les sorprendió ya que estaban en pleno verano. Se detuvieron en la mitad del camino y de nuevo observaron su destino. Por un momento se abrazaron y tomaron aliento, como si estuvieran subiendo una gran montaña. Al final llegaron a la colina. Les había parecido eterna la subida. Agotados se sentaron en la mitad de la hierba. Sacaron de su mochila unos bocadillos y bebida y se miraron fijamente. Algo había cambiado. No eran los mismos. Sus gestos eran grises, sus manos huesudas, su piel pálida y sus cabellos lucían enmarañados. No podían articular palabra, era como si una soga aprisionara sus gargantas. Él, sintiendose ahogar se apoyó en la estaca que allí estaba. Al momento de tocarla su cuerpo se empezó a hundir en la tierra y transformarse en las raices de un viejo arbol. Una soga apareció alrededor de su cuello y sus ojos enengrecieron como la noche.

En pocos minutos allí estaba, clavado en la colina, observado por su compañera petrificada ante tal espectáculo dantesco de muerte y dolor. Intentó tocarlo sin poder hablar y cuando lo hizo quedó atrapada entre sus raices . Desde una ventana un viejo observaba el acontecimiento mientras daba sorbos a una taza de té, y dijo mascullando unas palabras:

                                                           ¨Nunca subas a la colina pues la maldición del ahorcado te atrapará¨

Después viento..calma y una antígua furgoneta VW solitaria en mitad de la nada.

 

A %d blogueros les gusta esto: