Las raices del sueño.

Me desperté aturdido y tremendamente dolorido. Mi visión era borrosa y sentía húmeda mi cabeza, mientras con mi brazo limpiaba de mi cara lo parecía ser sangre.
Apenas podía recordar nada, solamente cuando salí de aquella cabaña en el lago en mi coche, un  VW Karmann del 70, disfrutando del paisaje, los árboles y las montañas en una carretera serpenteante a poca velocidad.
Ahora estaba en mitad del bosque, con mi precioso auto abrazando un arbol gigante de gran copa frondosa, humeante y destrozado , conmigo dentro.
Era evidente que había tenido un accidente. Mis lagunas mentales me impedían saber poco mas..por un momento vi pasar un enorme camión en dirección contraria..quizás debí esquivarlo y me estrellé contra el enorme árbol.

Me costó abrir la puerta pero al final lo conseguí. El dolor en mi hombro izquierdo me recordó que estaba dislocado por el impacto. Salí a la rastra y me lo coloqué dándome un fuerte golpe contra la chapa abollada de mi VW. Caí rendido en el suelo, al lado de las raices del árbol. Donde estaba era muy poco probable que alguién me encontrara, ya se estaba haciendo de noche, y el zumbido de mi cabeza no podía ser peor.

De repente escuché un ruido. Era leve, como una especie de susurros que venían desde lo mas dentro del árbol. Por un momento pensé que era fruto de mi cabeza, sonidos imaginarios..pero cuando estos se intensificaron me hicieron acercarme aún mas a las raices enormes que salían de la tierra. Entre ellas grandes huecos que como cuevas se adentraban en los mas profundo de su base. Arrastrandome deslicé mi cuerpo por una de las raices, estaba hueca, y aunque estrecha, a medida que avanzaba esta se agrandaba mas y mas. El cansancio empezó a hacer mella en mi dolorido cuerpo y sin poder remediarlo me dormí en medio de aquella raíz.

Según caía en el tremendo sopor, notaba como mi mente volaba entre las raices del árbol..las atravesaba como si fueran toboganes una tras otra, y cada vez que lo hacía soñaba diferentes cosas, todas ellas comos si fueran realidades paralelas. Cada sueño empezaba y terminaba, y una vez que este lo hacía, otro nuevo esperaba en la antesala de los sueños. Aquel arbol contra el que me había estrellado era especial, tenía algo mágico que no se podía describir con palabras, dentro de el no existía el dolor solo la imaginación tenía el poder de volar, ser fuerte, conquistar y enamorar.

Debí estar dentro de el horas pues ya había amanecido. Cuando desperté,un olor a tierra mojada inundó mis sentidos. Durante mi viaje por el mundo de los sueños había caido una tormenta y ahora el agua empapaba mis ya de por sí húmedas ropas. Volví a deslizarme esta vez hacia el exterior, donde estaba mi VW moribundo. Me levanté del suelo como pude y me senté en su interior. El cristal delantero estaba destrozado, al igual que el capó que había formado parte del frondoso paisaje. No pude por menos que cerrar los ojos y pensar en lo que me había ocurrido.

Después de unas horas mas un señor que estaba buscando setas avistó el accidente y pidió ayuda. Cuando llegué a mi casa después de pasar por el hospital, seguí pensando en aquel árbol y sus maravillosas raices. Al irme a dormir pensé en ellas..y de nuevo, me atraparon para seguir soñando y vivir dentro de ellas para siempre.

Se que llamaron a la puerta..que me hablaron..o quizás fué un sueño?

Anuncios

Etiquetas: , , , , , , , ,

About elbauldeguardian

Adventure, Passion and live!!..

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: