Archivo | Art Company Shoes RSS for this section

Art Company Shoes y la mujer Venganza.

Cada día Sandra salía a hacer su rutina, tomar café en la esquina en el viejo bar del Sr Andrés, ver el periódico y descubrir las cada vez mas y mas noticias terribles que se sucedían unas tras otras. Normalmente no solía hacer mucho caso de la prensa, pero llevaba unos días indignada, deseaba ser un mujer capaz de demostrar que la justicia era posible, imaginaba cientos de veces como sería ser todo aquello que vemos en los Comic o en films de acción y que solo es realizable en la imaginación de cada uno, convertirse en una mujer vengadora.

Ella hacía lo que podía para sentirse bien y ayudar a aquellos que lo necesitaban, aunque estuviera lejos, la forma en lo que lo hacía era escribiendo columnas en revistas denunciando todo aquello que estaba mal, arriesgando mucho su integridad pues ponía nombres y detalles de cada momento corrupto. Muchos ya la habían amenazado y en alguna ocasión había encontrado mensajes terribles en su apartamento, pero Sandra era muy valiente, decidida, y fuerte, no temía a nada.

_MG_4235

El timbre no paraba de sonar. Era extraño que a esa hora Sandra no estuviera en el apartamento, el cartero siempre acudía a la misma hora y la entregaba el correo en mano. De repente vio que la puerta estaba entreabierta, y eso le pareció aún mas extraño. La empujó y allí estaba, sobre la cama, parecía dormida, pero su rostro era el de la muerte, alguien había entrado y la había asesinado.

_MG_4227

Su cabello verde extendido sobre las sábanas era como un río cuando se bifurca en riachuelos , su tez pálida y golpeada aún parecía estar dormida, triste imagen y triste final. El cartero salió corriendo por la puerta , y corrió a pedir ayuda.

_MG_4240

_MG_4243

Algo extraño estaba pasando. Sandra volvió a la vida. Primero enloqueció al ver su estado, pero algo estaba pasando, sus ojos estaban inyectados en verde, al igual que su cabello del mismo color. Sobre la cama unas botas Art Company Shoes modelo ASSEN GAUCHO NEGRO, un casco, una máscara antigás y un arma extraña.

_MG_4257

_MG_4262

Era evidente que había regresado de la muerte para vengarse de aquellos que cometían injusticias. Su sueño de ser la Mujer Venganza se había cumplido. Sus ojos y su rostro eran sinónimo de hacer justicia, y aquella botas serían lo necesario para pisar con fuerza allí donde fuera necesario. Sería el verde esperanza de aquellos que claman justicia.

_MG_4266

_MG_4269

_MG_4270

Se preparó para salir. Escuchó varios coches de policía que llegaban pues la alarma del cartero dio su fruto, pero ella no se iba a quedar a esperar. Saltó desde lo mas alto y golpeó en el suelo con sus botas Art Company Shoes, su suela estaba diseñada para aguantar impactos, se sorprendió de la fuerza con la que estaba actuando.

_MG_4273

_MG_4280

_MG_4274

_MG_4281

_MG_4275

Corrió lejos, su velocidad era asombrosa, y sin saber como, sabía donde ir, y a quien impartir justicia. La mujer Venganza , daba igual el día o la noche, no dormía, era una estela de color verde que ahuyentaba a criminales, y alentaba a personas de bien que habían perdido la fe.

_MG_4286

_MG_4291

_MG_4304

Y cuando llegaba la hora, volvía a ser Sandra, la chica que había desaparecido de aquella funesta habitación que cambió su vida. Nunca supieron de ella, solo aparecían recortes de prensa en el tablón de la policía donde se decía una y otra vez que la Mujer Venganza había actuado de nuevo…su firma, la suela de sus botas Art Company Shoes sobre el villano.

_MG_4307

http://www.the-art-company.com/es/

Si algún día tienes problemas…busca a la Mujer venganza, la conocerás por sus botas…aunque parezca una mujer normal.

_MG_4335

Art Company Shoes… mientras esperas.

Hola amigos, esta es una primera serie de Post dedicados a una gran firma de Zapatos, Art Company , una marca que cree en los sueños y los alimenta con unos diseños y calidad que literalmente inspiran de la misma manera que son referencia en cuanto a calidad y buen servicio. Esperamos que disfrutéis de este primer Post en forma de relato… y es que como sabéis, El Baúl de Guardián es un Blog diferente 🙂 .

La vía estaba abandonada, en medio del monte , solo el Sol en mitad de una mañana fría era capaz de despertar cualquier ser vivo, pero a nadie que fuera a ver algún viejo tren, o esperar aquel amor que nunca apareció tras prometer volver.

_MG_4206

_MG_4155

Era una estación abandonada, triste y solitaria, rodeada por malas hierbas y trozos de algunas ramas secas que en algún momento fueron parte del frondoso árbol del que todos hablaban y en el que se cobijaban los aventureros viajeros del tren de vapor en las calurosas tardes de verano.

_MG_4153

Aún así el acudió a su cita como cada mañana de Otoño, de un frío y largo Otoño que era preludio de un no menos triste invierno. Miraba las vías a lo lejos, con los ojos perdidos y ojerosos  , sentado sobre un pozo que antaño las personas arrojaban monedas y que se quedó mudo ocultando los deseos de miles de ellas. Siempre hacía lo mismo, deseaba volver a verla bajar del tren para quedarse para siempre en sus brazos, añoraba su sonrisa, aquellas manos frías que buscaban las suyas para calentarse y sobre todo sus besos, tiernos y llenos de pasión.

_MG_4191

_MG_4198

Su atuendo era simple, un viejo abrigo heredado de su Abuelo que estuvo en la Guerra, y unas fuertes y robustas botas Art Company Shoes , un modelo Birmingham en color natural Brushed Black del que nunca se separaba ya que le proporcionaban firmeza al pisar y nunca pasaba frío por muchas horas que allí esperara. Siempre le gustaron las Botas bien hechas, botas que resistan cualquier condición climática y acaricien su pies mientras lo protegen al caminar, le gustaba el dicho que hacía que se lo conociera por su firmeza al dar los pasos.

http://www.the-art-company.com/es/

_MG_4157

Le encantaba jugar a hacer equilibrios en la vía, como desafiando a aquel tren que nunca iba a llegar. El solo se reía a carcajadas saltando de una vía a otra, sin perder el equilibrio , gritando como loco la viento y haciendo de sus botas Art Company Shoes el fiel aliado que necesitaba para no resbalar en la desgastada vía abandonada .

_MG_4167

Se hacía tarde, y el seguía esperando, al igual que año tras año, sin perder la esperanza, pues la esperanza es lo último que se pierde, y se quedó en mitad de aquel paraje, con la mirada perdida, jugando con sus botas entre la maleza que ahora eran sus únicas compañeras de espera. Quizás algún día…

_MG_4192

_MG_4183

_MG_4186

_MG_4195

A %d blogueros les gusta esto: